profesionales

El sector de la Construcción en año electoral: Ladrillos vs. Votos

17/05/2019

En los años en los cuales tenemos elecciones la obra pública es el resorte del movimiento económico a los efectos de generar buen clima previo frente a las urnas en los bolsillos de los votantes. Sin embargo, con 0 emisión y el fin de la asistencia del Banco Central al Tesoro (una costumbre argentina), la necesidad de búsqueda de ir hacia el déficit 0 y limitado financiamiento encuentra al Sector de la Construcción con un escenario atípico.

Si vemos el vaso medio lleno en la comparación interanual la construcción tiene caída de dos dígitos en el primer trimestre de 2019. Si lo tomamos en forma desestacionalizada vemos una recuperación del 4,4 % en términos comparativos al último trimestre de 2018 un 7,8 % donde cayó muy fuerte. En este primer trimestre de 2019 debemos considerar lo siguiente. En Febrero de 2019 hubo un crecimiento del 8,6 % teniendo que considerar que en Febrero de 2018 hubo Carnaval y este año no (3 días más de trabajo) y en Marzo de 2019 se produjo una caída del 3,5 % teniendo que considerar entonces también que en Marzo de este año hubo carnaval y el anterior no (3 días menos de trabajo).

Es decir, deberíamos ver la performance del sector en Abril y Mayo para sacar una conclusión más precisa sobre hacia donde va la construcción. La Nación no es lo mismo que el interior del país y en las provincias las elecciones mueven obra pública con presupuestos en superávit que dejan margen para traer buenas noticias para el cemento. Según datos de Construar, los montos involucrados en llamados a licitación del Estado Nacional, los estados provinciales y municipales subieron un 68,2 % interanual en términos nominales a Enero 2019. Si lo deflactamos por el Índice del Costo de la Construcción del INDEC implicó un incremento del 16,2 % interanual en términos reales.

La demanda de insumos muestra una mejora en el primer trimestre. Asfalto y hormigón elaborado son “punta de lanza” en la obra pública.Ladrillos huecos y pintura muestran una reacción de la obra privada motivada por la caída en dólares del costo de producción que incentiva a la demanda residencial.

Las perspectivas para el sector de por parte de los propios empresarias son muy similares tanto para la obra privada como obra pública para los próximos meses. Solo considera que aumentará la obra privada el 5,7 % y la obra pública un 9,9 %. Entre “no cambiará” y “disminuirá” se reparten casi en porcentajes muy similares para los dos casos.

El jueves pasado ofrecí una conferencia en el marco de apertura de “Expo Construir 2019” dirigida al sector de las Pymes y las perspectivas en la construcción. En mi cierre cite dos frases de 2 reconocidos arquitectos norteamericanos. Frank Lloyd Wright supo decir “Los médicos tapan sus errores con tierra, los abogados con papeles y los arquitectos aconsejan poner plantas”. Nuestra economía en el actual contexto se parece mucho a los arquitectos que tapan las paredes mal edificadas con plantas. El problema lo tendremos cuando las plantas debamos sacarlas y salga a la luz la contención de muchas de las decisión estructurales que venimos posponiendo hace años en el campo económico por no ocuparnos de las necesidades reales de nuestro país respecto de la reforma tributaria, previsional y laboral para hacer sostenible un crecimiento y lograr un desarrollo a largo plazo. Siempre postergada esta acción por elecciones.

La segunda frase pertenece al arquitecto norteamericano Philip Johnson quien en algún momento expresó “El ejercicio de la arquitectura es la más deliciosa de las labores. Es también junto con la agricultura, la más necesaria para el hombre”. Sin embargo, en Argentina arquitectos y constructores están viendo postergada esta labor por incremento del endeudamiento durante dos años no para financiar exclusivamente obra pública y privada sino en parte importante para financiar el déficit fiscal de cuentas públicas que no cerraban hasta que el mercado dijo “basta” a principios de 2018. Ahora veremos postergada está labor sino vamos hacia un proyecto de país donde la“producción” este por encima de la “intermediación financiera”, la “industria”con valor agregado creciendo tanto como el “commoditie”, el comercio exportando y el trabajo creciendo. Para eso hay que sacar “la planta de la pared” como cita genialmente Frank Loyd Wrigth parafraseándolo nosotros para mostrar el“velo” de la economía argentina que causa más problemas que la “construcción”de soluciones que genera a mediano y largo plazo.

Por Damián Di Pace (Ambito.com)



Video Entrevista

Ley de educación disruptiva

Flavia morales

Más noticias